martes, 11 de agosto de 2015

Azafata

A Seat in the Shade, Plazza Napoleone, Lucca, de Jack Morrocco 

¿Qué pensarían ustedes si les dijera que azafata es una palabra árabe? Probablemente que he tomado demasiado el sol y sufro un golpe de calor, porque ¿cómo podrían los árabes inventar un nombre cuya función no existe? Pues bien, todo tiene su explicación y también el curioso origen de esta palabra.

Azafata era la dama de la reina encargada de presentarle los vestidos y las joyas sobre una especie de cesta de hojas de palma llamada "azafate" (del árabe "sáfat") y de ahí el término azafata.

Más sencillo de lo que parecía ¿verdad? Sí, suele pasar.

2 comentarios:

  1. La etimología es una fuente continua de sorpresas. Fíjese usted: yo pensaba que azafata sería palabra extranjera y que la auténtica era la que se utiliza en algunos países de Sudamérica: aeromoza. ¡No me diga que este no es un término castizo!
    Josean

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Castizo total, y muy bonito: Una moza del aire.

      Eliminar